Moda, Tendencias, Estilos. Compras y experiencias en la red

Rpresentacion adolescente: Las ventajas de ser invisible

Esta película del año 2012  es una adaptación cinematográfica del libro del mismo título, escrito por Stephen Chbosky y publicado en 1999. Esta cinta es considerada una de los mejores metrajes sobre la adolescencia de las ultimas décadas ya que se toma el tiempo de desarrollar a sus personajes y darles un claro sentido a su personalidad. En este post les cuento un poco de todo sobre ella.

Cuando vi la cinta por primera vez (creo que la vi mas de tres veces) realmente llore y me impacto, años de consumir películas comerciales de Disney sin sentido ni gracia, por fin llego a la pantalla un film que se tomo el tiempo de preguntarse «¿que clase de adolescente quiero representar?» las respuestas se sienten reales y cercanas ya que la historia de Charlie (Logan Lerman) , nuestro introvertido y tímido protagonista sucede mas veces de las que deseamos, él pierde a su mejor y único amigo el año anterior a su actual comienzo de clases por lo que esta solo en la cafetería de la escuela sin poder iniciar una conversación con nadie, tratando de superar su incomodidad días después -en un partido de futbol americano- decide hablarle a Patrick (Ezra Miller) quien se muestra simpático, aceptándolo sin mas y presentándole a su hermanastra Sam (Emma Watson) de quien se enamora al instante.

Las personalidades de los hermanastros al inicio no pueden ser mas opuestas a Charlie, ambos son extrovertidos, sociables y alternativos, pero al presentarle al resto del grupo de los «inadaptados del colegio» y pasar tiempo con ellos estos rasgos comienzan un poco a influir en él, aunque su mayor rasgo es la capacidad de observarlo todo desde su introversión que lo vuelve alguien invisible.,

Personajes y sus estilos

La historia se desarrolla entre 1991 y 1992 en una escuela secundaria de un suburbio de la clase media en Pensilvania, Estados Unidos, como bien sabemos los 90s fue una década de mucho color y tipologías que vemos a diario ya que ¡Están de moda nuevamente! pero mas allá de películas como Clueless– icónica para los fashionistas pero estereotipante en cuanto a la diversidad de grupos escolares – debemos entender que los adolescentes no siempre se visten con ropa de marca o de diseñador, que no siempre desean destacar o pertenecer a un grupo en especifico, como sucede con Charlie.

Él tiene 15 años esta iniciando el primer año de la escuela secundaria luego de pasar un tiempo en un hospital psiquiátrico, su intención el primer día de clases es hacer amigos pero también pasar desapercibido – sobre todo de los acosadores- por lo que su vestuario refleja esa intención de camuflarse detrás de camisas a cuadros, pantalones rectos y remeras con mangas ranglan, en tonos azulados por lo general, la apariencia de cualquier chico común de la cual es difícil encontrar un objeto de burla.

Al ser un ávido lector Sam le regala en navidad una maquina de escribir que se complementa con un traje- oscuro en este caso- como suelen llevar algunos escritores, ejemplo famosos: William Burroughs, Gabriel García Márquez o el mismo rey del dandismo Oscar Wilde, cuestión que su desarrollo se hace visible al vestirlo en su clase de literatura donde la primer clase se negaba a responder las preguntas del profesor, en esa escena finalmente se muestra a pesar de las miradas de los demás.

Retratar a los inadaptados o marginados en la pantalla siempre es un desafío ya que se trata de poner características tomadas de una o varias subculturas, a veces los resultados terminan siendo ofensivos o muy estilizados. También hay ideas preconcebidas que se repiten hasta el cansancio como la utilización de ropa oscura, pertenecer a grupos como punks o rockers, etc etc.

Patrick es el primer personaje que nos presentan, él esta fastidiado por los otros quienes le llaman «nada» por esto cuando Charlie le llama por su nombre lo recibe tan amablemente, enseguida notamos su extroversión y como reniega del entorno escolar pero ama los partidos de futbol americano y las cafeterías donde se reúnen después de los partidos o de clases ¿por que recalcar esto? mas allá de Patrick ser alternativo y homosexual su apariencia no lo delata, a diferencia de personajes adolescentes actuales – Eric de Sex Education por ejemplo – su vestimenta no cae en la típica representación de «si eres un chico gay tu ropa debe ser fabulosa» sino que se da el caso contrario Patrick es elegante en ocasiones pero no va mas allá, puedes suponer que su ropa es de segunda mano o vintage pero no define su personalidad a través de ella, esto delata su deseo oculto también de pasar desapercibido, incluso un anhelo reprimido de pertenecer a los deportistas populares al usar sus camperas tan características.

Por otro lado tenemos a Sam, una joven con una modesta confianza en si misma, empática, amable y simpática que fluctúa en los estilos que usa, su prenda fetiche es el vestido, la vemos lucir varios de ellos de forma impecable. Su apariencia contrasta a la de sus amigos, sobre todo con Mary Elizabeth y Alice quienes lucen atuendos que se asemejan mas al punk.

Si tuviera que etiquetar su estilo diría que se asemeja mas al preppy pero no termina de ser tan prolijo y pulcro, algo que lo hace sentir mas real. El interés por la moda en Sam tal vez es una secuela de su anterior anhelo de convertirse en la «chica popular», cuyo deseo desapareció luego de reiterados abusos por parte de sus compañeros que afecto su autoestima y la margino del mundo social estudiantil.

«Los otros personajes son mucho más meñiques y extraños cuando se trata de su atuendo. Sam es genial, pero no quiere sobresalir«

Dice el diseñador de vestuario 
David Robinson para Hitthefloor.com

The Rocky Horror Picture Show es la película de culto que catalizo el punk y habla del permitirse ser uno mismo a través de la desnudez de ciertas partes del cuerpo y la exposición de estos sin censura, una obra que es dirigida por Mary Elizabeth – la budista y punk – pero que protagoniza Patrick y Sam quienes al actuarla dejan ver todo su potencial interior, demuestran lo cómodos que se sienten ante el uso del vestuario típico de Rocky. Me parece un añadido maravilloso.

Estos fueron los puntos fuertes de la película que decidió no solo tener un guion maduro que habla del dolor, el deseo de aceptación, la incomprensión ante ciertos sentimientos ( «¿ como es posible estar triste y feliz al mismo tiempo?) la experimentación de las drogas y el sexo sin caer en la ridiculización que a menudo vemos de los dilemas adolescentes.

Lograron traducir el estigma de lo que significa ser uno de los ‘wallflowers’ (marginados) de la sociedad y definirlo a través de incursionar sin problemas en varios estilos de ropa en lugar de una idea preconcebida de la vida en la escuela secundaria de 1990.

 ¿Ser único se ha convertido en un estereotipo en sí mismo?

Para terminar este post les dejo una ultima cita de nuestra amada Sam sobre la idealización de la persona de la cual nos enamoramos y la evasión de nuestros propios deseos.

«No puedes sentarte ahí y anteponer la vida de todos a la tuya y pensar que eso cuenta como amor»

Invitame un café en cafecito.app Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.

Videos recomendados:

Referencias

Relacionado