Moda, Tendencias, Estilos. Compras y experiencias en la red

¿Qué es la moda sustentable y por qué hablan de ella en todo el mundo?

Seguramente en algún momento de tu vida, sobre todo en los últimos 10 años has escuchado a distintas personas de tu alrededor hablar sobre la “Eco moda”, “moda verde” o “moda sostenible” pero ¿A que se refieren?

El sistema de la moda tal y como lo conocemos actualmente tiene relativamente poco tiempo, definitivamente la invención de la maquina de coser fue un parteaguas para que la moda estuviera al alcance de la mayoría de la gente. Sin embargo, como seguramente ya te habrás dado cuenta, el ser humano tiende a querer mejorar procesos, sustituir la mano de obra humana por maquinaria y elegir aquellas opciones que resulten más convenientes para su economía personal.

Y bueno ¿De qué forma resulta negativo? Con el nacimiento de la “moda rápida” empezaron a surgir grandes empresas que abusaron de las ventajas de la industria y las necesidades de la gente, lo que comenzó a llamar la atención de muchas personas y activistas alrededor del mundo que se han dedicado a buscar alternativas que tuvieran un impacto positivo para todos los involucrados.

Actualmente la industria textil es una de las más contaminantes a nivel mundial, se dice erróneamente que es la segunda más contaminante después de la industria petrolera. Estudios realizados en los últimos años han demostrado que es un dato relativo ya que depende del contaminante el lugar que le corresponde en la lista, pero de hecho si se encuentra dentro de las 10 industrias con mayor porcentaje de emisiones de Carbono y dentro de los 5 primeros lugares en contaminación del agua, plásticos y desperdicios.

Existe una discusión sobre si el término correcto es “sostenible” o “sustentable”, en realidad esto se debe a que viene de la traducción del inglés y no existen dos palabras como en español. Cuando se habla de algo sustentable se refiere a que tiene argumentos para defenderse, por otro lado sostenible se refiere únicamente al hecho de mantener algo durante largo tiempo sin agotar los recursos y reúne aspectos ecológicos, económicos y sociales. Por lo tanto para que la moda sea sostenible, debe ser sustentable.

Ahora que ya conoces algunos de  los efectos negativos de la industria textil quiero compartirte aquellos puntos que hacen que una marca sea sustentable:

  • Elaboración de materia prima sin químicos, materiales reciclados o mediante métodos artesanales.
  • Procesos que reduzcan el uso de energía y agua o que exploren nuevas y mejores tecnologías.
  • Pago justo y buenas condiciones laborales para todas las personas que trabajan en su cadena de suministro. Es decir, desde la persona que trabaja regando los campos de algodón, las personas encargadas de la limpieza de las fábricas o las encargadas de la confección de las prendas hasta el vendedor de la tienda donde compras tu ropa.
  • Disminución de residuos textiles durante el proceso de construcción de las prendas. Pueden ser diseñadas con métodos zero waste o hechas totalmente a mano.
  • Difusión de los valores sostenibles por medio de campañas que involucren brindar una experiencia emocional a los usuarios. Desde dar a conocer movimientos activistas hasta ofrecer beneficios a cambio de la recolección de textiles para su reciclaje.
  • Confección de prendas reconstruibles o atemporales, venta de materiales de customización y servicio de reparación.
  • Compartir los resultados de investigaciones hechas que puedan ayudar al resto de personas a tener decisiones más sostenibles.

Evidentemente una prenda no puede ser 100% sostenible porque lamentablemente influyen también factores externos  como el transporte tanto de materia prima como de la prenda ya terminada hacia el punto de venta, los empaques y etiquetas que deben llevar para poder venderse y por supuesto la vida que va a tener de acuerdo al usuario que la ha adquirido.

Una de las “desventajas” de las marcas sustentables es que definitivamente el cumplir con siquiera uno de los puntos mencionados y garantizarte una buena calidad puede incrementar considerablemente su precio en relación con sus competidores. Actualmente en México poco menos del 70% de la población pertenece a un nivel socioeconómico medio y bajo por lo que realmente muy pocas personas tienen acceso a realizar compras de este tipo, además vivimos en una cultura donde compramos por necesidad sin que nos importe mucho como nos vemos ( Lo cual tampoco es tan sostenible pero hablaré de eso en otra ocasión).

Sin embargo, como escribí un poco antes la vida que una prenda tiene según la persona que la compra es para mí lo que realmente va a definirla como una prenda “amigable con el ambiente” ya que de nada sirve comprarte un par de pantalones de X marca en donde te gastaste todos tus ahorros si lo vas a lavar cada vez que piensas usarlos, o si compras una blusa carísima que vas a terminar manchando por no tener cuidado y terminará en la basura. Tu y yo como consumidores somos responsables de los 92 millones de toneladas de desperdicio textil que llega a los vertederos cada año a nivel mundial y a diferencia del resto de basura sólida, deshacernos de una prenda ya sea un calcetín roto, una playera manchada, una cortina rota o cualquier otra cosa que se te haya venido a la mente es una decisión que tomamos completamente conscientes.

Entonces, la moda sustentable es aquella que cuida al medio ambiente y la economía promoviendo un trabajo digno y bien remunerado desde que es producida hasta después de ser adquirida.

Recuerda que la ropa más sustentable es aquella dentro de nuestro armario.

Relacionado