Moda, Tendencias, Estilos. Compras y experiencias en la red

¿Por qué usar accesorios? 4 motivos para añadirlos a tu armario.

¡Bueeeenos días! ¿Qué tal estáis todos hoy?

Esta semana nos toca hablar de…

Los Accesorios

Los redescubrí hace poco; sabía que existían, pero apenas los usaba y no les daba mucha importancia.

Hace poco, por consejos de amigas, mi madre y varias “influencers”, fui dándome cuenta de lo valiosos que son; y lo comprobé conmigo misma. A un look sencillo, le dan el toque personal, además de que con ellos, puedes enfocar tu conjunto hacía un estilo más elegante, bohemio, rock, extravagante, urbano o el que tú tengas.

Para empezar, ¿qué son los accesorios?

Son aquellos objetos que utilizamos al vestir, pero que no son prendas en sí; suelen ser de menor tamaño y son opcionales al vestir. Hay dos con los que podríamos dudar: el calzado y las chaquetas

El calzado: Sí que son necesarios al vestirse, lo cual hace que puedan no considerarse accesorios. Sin embargo, un mismo conjunto con dos calzados distintos puede verse muy diferente; por lo que para este post, los consideraremos accesorios.

Las chaquetas y los abrigos: No son esenciales al vestir, pero se vuelven completamente necesarias cuando hace frío. Aunque son prendas por derecho propio, dado que no siempre son necesarias y por su capacidad para cambiar looks; las consideraremos también accesorios, pero solo para este post.

 

Como ya hemos dicho al principio; los accesorios son importantes por cuatro razones principales:

-Le dan un toque personal a tus conjuntos

-Cambian el estilo con facilidad

-Rompen la monotonía de nuestra ropa

-Y algo muy importante: Suelen ser más baratos que las prendas.

Por llevar la contraria, empezaré por este último punto.

El dinero.

Si vamos a empezar a introducir los accesorios en nuestro armario, es lógico que al principio no queramos gastarnos demasiado dinero en ellos; porque no nos sobra y porque, al ser principiantes, aún no tenemos claro si estamos acertando o metiendo la pata; y aún estamos encontrando nuestro estilo.

Por tanto, tomáoslo con calma. En las grandes marcas de Fast Fashion, podemos encontrar cosas bastante monas y nada mal de precio por si queremos empezar a introducir los accesorios en nuestro vestuario.

Sin embargo, cuando ya tengamos cierta experiencia, nos conviene realizar buenas inversiones. Por esto, no quiero decir que nos gastemos miles de euros en un bolso de marca; sino en gastar lo que podamos, aunque sea con un pequeño esfuerzo, en accesorios de calidad. Los bolsos serían un buen ejemplo; si has ido ahorrando durante este año algo de dinero, no compres tres bolsos baratos porque te vayan a dar versatilidad: es probable que en poco tiempo estén desgastados y ya no te sirvan. Mejor compra uno de calidad, con buen material, práctico, que vaya acorde con tu estilo y que sepas que puedes combinar con varias cosas que ya tienes en tu armario; te durará mucho más tiempo, lo llevarás con más confianza y será mucho más práctico.

ahorro

El Toque Personal

Es fácil encontrarte por la calle, en clase o en el trabajo, a alguien con tu misma blusa, camiseta, chaqueta… por no hablar de que todo el mundo lleva Vaqueros hoy día y, aunque los hay de mil tipos, formas y colores, todos son un básico en muchos armarios. Esta situación puede hacer que nos sintamos algo incómodos y poco originales, a mi alguna vez me ha pasado, sobetodo con prendas de marcas conocidas que en ese momento estaban “en tendencia”. Sin embargo, con los accesorios, hay mucha más variedad. Ya tienen que darse casualidades para que además de coincidir con el mismo vestido básico negro, hayáis elegido la misma chaqueta, los mismos zapatos, pendientes, bolso… Y todo lo que hayas añadido.

Los accesorios son mucho más variados, y no son los mismos básicos de todo el mundo. Tú llevarás unos de acuerdo a tu estilo, algo que te hará destacar por la diferencia y que marcarán tu firma personal a la hora de vestir.

Ya sabemos la variedad que hay, pero además, está la variedad de uso: una cadena plateada pueden llevarlas varias personas, pero unas lo llevaran sola, otras junto a varias cadenas más, otras con colgantes…

Los pañuelos también demuestran esta versatilidad, además de estar muy en tendencia este último año. Los hay de mil formas, tamaños y colores, y puedes llevarlos como bandana, lazo, diadema, pañoleta al cuello, atada al bolso, de muñequera, al tobillo, de cinturón…

No hay límites a la hora de expresarte a través de tus accesorios.

pexels-photo-1942879

Photo by Godisable Jacob from Pexels

El cambio de estilo

A unos vaqueros y una blusa, les has podido añadir unos taconazos negros y unos pendientes y collares plateados junto a un par de cosas más y podrías ir a un sitio elegante a cenar, con un estilo muy sofisticado. Sin embargo, con sandalias planas, un sombrero de mimbre, collares sueltos y unas gafas de sol; siendo la misma base, ya vas perfecta para un día de verano o primavera, cerca de la playa; o a pasar un día en el parque (por daros los típicos ejemplos, aunque después la mejor idea suele ser quedarse en casa a ver series, pero vamos a fingir un rato que de vez en cuando salimos al sol).
Con esto también vemos la facilidad que tienen los accesorios para romper la monotonía, pudiendo vestir la misma base durante una semana, pueden parecer conjuntos totalmente distintos solo con los accesorios. En Youtube hay montones de videos de Influencers que ponen este reto a prueba, mostrando distintos conjuntos con una misma base o con una única prenda, para buscarle la mayor versatilidad posible a través de lo que les acompañe.

pexels-photo-1127000

Photo by EVG photos from Pexels

Romper la monotonía

A menos que vayamos cada mes de compras a la caza de nuevas prendas (y no solo a cotillear, como hacemos algunas…), lo habitual es que en nuestro armario, al menos durante una temproada entera, vayan a estar las mismas prendas. Y en nuestra cabeza, cada una de ellas ya sabemos con qué podemos combianrlas, cómo quedan bien, para qué nos gustaría usarlas… Y con esas ideas que ya tenemos en mente, iremos utilizando las prendas una detrás de otra, hasta que terminemos la fila; y entonces volveremos a empezar, lo más probable es que repitiendo combinaciones.
Esto nos puede resultar aburrido, y empezamos a pensar que no tenemos suficiente ropa, como si necesitaramos una camiseta distinta para cada día del año. Y no es así, aunque yo misma lo he pensado varias veces, supongo que como todo el mundo. Como ya hemos dicho antes, unos accesorios distintos pueden darle un toque muy diferente a una misma base de ropa. A la segunda vuelta que le demos a nuestro armario, sencillamente le cambiamos los accesorios que llevabamos la primera vez y ¡voilà!, tenemos un conjunto nuevo.
Antes de llevarnos las manos a la cabeza pensando que la gente se va a dar cuenta de que llevaremos la misma camiseta que hace 20 días, parad un momento para ver si le podeís dar otro giro a ese conjunto. Y si se dan cuenta de que repetís… ¿qué mas da? Será problema suyo el no tener nada más con lo que entretenerse.

pexels-photo-1958744

Photo by Bruno Thethe from Pexels

(Momento semi-cursi ALERT)

Lo que más os va a servir a la hora de vestiros y veros bien, será la actitud y seguridad que pongáis en vosotros mismos.

Desde fuera, realmente se nota cuando alguien viste con ropa que le gusta y con la que se siente cómoda, aunque a los demás ese conjunto les parezca extravagante o fuera de lugar.

(Puede que esto no haya sido tan cursi, pero mejor avisar que lamentar.)

¡Nos vemos la semana que viene!

(Sí, en esta entrada hay muchos parentesis)
(Supongo que es por entrar en confianza con el blog)
(Sí, debería dejarlos ya y que podais seguir leyendo otras cosas)
(O no… podría poner paréntesis hasta el infinito…)
(Y dejariaís de leerlos, porque ya se volvería aburrido)
(O no…)

Esta Entrada la tendreís en la Categoría de Blog y Moda.

Las fotos son de Pexel, tiene de muy buena calidad y un montón de fotógrafos increibles.

Relacionado