Moda, Tendencias, Estilos. Compras y experiencias en la red

PIEL BRONCEADA SI O NO

Por fin llegó el buen tiempo y empezamos a usar prendas que dejan al descubierto nuestra piel después de un largo y atípico invierno. Con los cierres perimetrales, confinamientos y miedo al virus, pocos han sido los afortunados de poder pisar una playa o una piscina a pesar de la temperatura veraniega. Casi despidiéndonos de Mayo, podemos empezar a disfrutar de un pre verano seguro, y con ésta gran noticia, llega el momento de usar el primer bikini del año.

El sol es el compañero imprescindible del verano y nos llena el armario de vestidos cortos, tirantes, escotes, trajes de baño…la transición de usar ropa de invierno a ropa de verano se nos hace un poco difícil. Los primeros días, cuando vemos que nuestra piel está pálida y no la hemos mimado lo suficiente durante el invierno, nos agobiamos y creemos que nada nos favores pero, ¿es una piel bronceada sinónimo de belleza?

La exposición a los rayos UV conlleva efectos negativos sobre la piel, ya que acelera la aparición de manchas, el envejecimiento de la piel y aumenta el riesgo de padecer melanomas. Por este motivo, es imprescindible exponerse al sol con las máximas garantías para potenciar sus efectos beneficiosos y minimizar los riesgos que entraña para la salud de la piel.

Cuando tenemos buen color nos vemos más favorecidas y tenemos la sensación de tener una piel más firme y tonificada pero claro, todo ello siempre y cuando hablemos de un bronceado sano, conseguido a base de exposiciones solares controladas y con fotoprotección. La radiación UVA, cuando incide en la piel, penetra de forma muy profunda provocando alteraciones en el colágeno, lo que significa que, con el paso de los años, la piel muy expuesta al sol estará fotoenvejecida, no tendrá la tersura que debería tener, y presentará surcos y más arrugas, a parte de ser pieles más apagadas y con descolgamieto.

Siempre hay que protegerse y usar fotoprotectores solares que sean estables y re aplicarlos cada dos horas aproximadamente.  ¿Sabías que, bien aplicado, un producto solar con protección 20 protege más que uno de 50 mal aplicado? Una vez que la piel está bronceada se puede disminuir el índice de protección de la crema pero no prescindir del producto.

Fotoprotectores solares

Los párpados y los labios tienen la piel extremadamente fina y se queman fácilmente, por lo que conviene protegerlos de forma adecuada. Para el contorno de los ojos, se recomienda un fotoprotector con alto FPS que sea hipoalergénico y el uso de gafas de sol homologadas. Para los labios, se puede usar un fotoprotector en barra (con SPF50+ en caso de tendencia a herpes labial).

Fotroprotectores solares para el rostro

DATOS CURIOSOS:

  1. En la ciudad también hay que protegerse del sol
  2. Secarse bien después de cada baño: La piel húmeda absorbe 5 veces más cantidad de rayos UV que la piel seca.
  3. No usar el fotoprotector del año pasado
  4. Las cremas de protección solar sirven como base antes de aplicarte el maquillaje diario 
  5. La piel del rostro no es igual a la del cuerpo

Espero que mis consejos te sirvan para lucir una piel sana y bonita, tanto si decides tomar el sol para estar morena cómo si prefieres un tono natural en tu piel.

Verónica Guerrero

¡Hola! Soy Daily Moon, te doy las gracias por leer mi post y compartir en tus redes. Cuando no estoy publicando en Instagram o en el blogg, creo contenidos para otras marcas y planes de acción para sacar el mayor rendimiento a tu perfil. ¿te apuntas?

Relacionado