Moda, Tendencias, Estilos. Compras y experiencias en la red

Personajes Fashion Proposal Iris Van Herpen

1984 – Holanda, crece en un pequeño pueblo llamado Wamel.

Al principio no tenía una relación con la moda, ya que no contaba con televisión ni revistas; pero todo cambió cuando tuvo que ir a la secundaría y dirigirse a la ciudad. Comenzó a ser consciente de su identidad, aprendió a hacerse su propia ropa, y en ese punto comprendió que disfrutaba hacer trabajos manuales, de ahí comenzó a coleccionar materiales sin saber aún qué hacer con ellos.

A los 18 años fue a la academia de arte por cuatro años, para estudiar moda, realizando algunas pasantías con Alexander Mcqueen y Claudy Jongstra.

Alexander McQueen
Claudy Jongstra

Su primera exposición fue en el 2007, dejando a la expectativa su trabajo; y todo lo que vendría después. En el 2011 comenzó a darse a conocer en la semana de la moda, en París y desde ese año no se ha detenido.

Es una de las diseñadoras más famosas, innovadoras y prometedoras de la moda, cada vez que sale una colección hay una expectativa bastante fuerte, ya que sus creaciones son impactantes, inspiradoras y llamativas.

Sus colecciones son especiales y así es como lleva la moda a la realidad, aparentemente sacada de un universo utópico, trabajando con la tecnología, la artesanía, diferentes materiales y técnicas, para lograr magníficos resultados.

Sus diseños son obras de arte, no solo por su apariencia, sino por la complejidad de desarrollo, la precisión y su impecable montaje que tienen las prendas.

Inspirándose siempre en la naturaleza, podemos apreciar líneas, colores, formas armónicas y biomórficas; transformando la prenda casi haciéndola cobrar vida.

En los desfiles podemos casi creer y sentir que la prenda cobra vida por si misma y se unifica con la modelo, creando otro ser diferente al humano, un ser mixto desconocido.

Las colecciones de Iris Van Herpen han sido expuestas en: el Museo Metropolitano de Arte, en el Museo Victoria & Albert, en el Museo Cooper-Hewitt de NY y en el Palacio de Tokio de París.

Iris ha mencionado que no tiene algún tipo de musa, pero puede decir que el cuerpo humano por si mismo podría serlo.

Le gusta trabajar con materiales complejos de manipular; afirmando que como diseñadora quiere tener el control de todo; y con estos materiales que son difíciles de trabajar, le suma una gran importancia, convirtiéndose en un reto para ella.

Relacionado