Moda, Tendencias, Estilos. Compras y experiencias en la red

Mañanas caóticas y outfits perfectos

Siempre tenemos esos días en donde la alarma lamentablemente no sonó, la apagamos intentando ponerle “pausar” o simplemente nos quedamos contemplando el techo unos minutos antes de levantarnos. Personalmente me ha pasado más de una vez, y a pesar de ser una persona que planea sus outfits de la semana en un rack para prevenir esos diarios “no tengo nada que ponerme” hay días en donde lo que planeé no es lo que esperaba o que esa semana no haya tenido la energía o el tiempo de pensar que ponerme. Pero no te preocupes que se que como tu a muchas de nosotras nos pasa igual.

Aquí te daré algunos tips en donde podrás ahorrarte el estrés matutino y en vez de salir con el outfit de siempre o con unos pants para hacerlo todavía peor, podrás mejorar esa técnica sorprendentemente sencilla y muy practica para nuestras mañanas de “Hoy todo me ha salido mal”.

Black on black. Esta de más decir que el negro es un básico al 100%, no hay nadie a quien no le quede ese color y que a pesar de tener tonos variables, finalmente es la esencia de lo sencillo y a su vez estilizado lo que nos ayuda a tener un outfit de poco esfuerzo pero con resultados sorprendentes. Tener un total look en negro es la salvación para aquellas mañanas en donde no tienes ni idea que ponerte pero que quizá tengas una junta importante y quieras verte más arreglada, o simplemente no tengas nada por lo que arreglarte y un outfit más casual es ideal pero sin llegar a lo descuidado. Gracias a que esta es una pieza clave para casi todo tipo de ocaciones, serás tú quien elija las piezas adecuadas, y no olvides que los complementos de los accesorios son clave para romper un poco el estilo monocromático de este look.

Colores analógicos. En lo personal, esta opción me encanta ya que es tan sencilla y a su vez tan practica que es imposible no tomarla en consideración para los días de “no tengo nada que ponerme”. Al igual que el anterior se adecua perfectamente a cualquier ocasión , sin embargo por su estilo que es bastante atractivo visualmente me atrevería a decir que es una opción un poco más formal e incluso podría a llegar a ser elegante dependiendo de la manera de estilizarla. Aquí la elección de colores esta en ti y en tu estilo, ya sean colores vibrantes o tonos más neutros, la finalidad es siempre proporcionar esa unificación de colores distintos de una manera correcta. Te pondré un tabla en donde te mostrara de que manera se pueden complementar los colores, y no olvides que cada color también incluye su variación de tonalidad.

Básicos + accesorios. Esta opción es una extensión del primero pero con más color. Los básicos como prendas suelen variar dependiendo de tu estilo, ya sea más conservador incluyendo blusas y pantalones obscuros, o un estilo más casual y urbano como prendas denim y tenis. Siempre este tipo de prendas básicas nos sacan de apuros cuando no tenemos ni idea de lo que queremos usar. Los accesorios son claves cuando el outfit es simple y “aburrido”, ya que nos dan ese giro diferente que saca de lo monótono a cualquier look. No te olvides que las chamarras o blazers muchas veces también forman parte de los accesorios y nos ayudan a mantener el estilo que queremos reflejar de una manera más sutil pero igual de diferente para tener ese POP que nuestro outfit necesita.

Tu estilo de siempre. Todas tenemos definido los colores que nos quedan y prendas favoritas, es por esto que esta opción no será nada difícil cuando ni siquiera hemos tomado nuestro primer café de la mañana. Para explicar esta opción es necesario que visualices algún color, prenda y estilo que te defina, en mi caso por ejemplo es el rosa palo o negro con prendas básicas como jeans rotos y alguna blusa con tenis, a partir de estas prendas ya se como empezar a seleccionar mi outfit, la manera es combinar tus colores preferentes con tus piezas favoritas y hacer varios outfits partiendo de ellas. Te dejare un par de ideas para que comprendas más este estilo y así lo puedas incluir en tus mañanas caóticas.

Espero que te haya gustado este post y más que nada servido para ponerlo en practica, adecua cada opción con tu estilo y la ocasión para hacerlo más útil. Recuerda que siempre se vale no tener días buenos y entrar en estrés una que otra mañana, y que todo puede volverse un caos pero nuestro outfit y estilo siempre estén intactos. Good luck!

-L

Relacionado