Moda, Tendencias, Estilos. Compras y experiencias en la red

Los diseños de Michaela Stark

La lencería es generalmente un elemento de la indumentaria muy íntimo, son la primera de muchas capas de ropa que cubren nuestro cuerpo y forman nuestra identidad. Muchas veces se trata de una prenda que se asocia con la sexualidad y que muestra la belleza del cuerpo, resaltando los atributos que más atienden a los estándares estéticos en la actualidad, utilizando diseños y elementos que ayudan a levantar, cinchar u ocultar partes del cuerpo con el objetivo de verse “atractivo”.

Es aquí donde inciden los diseños de Michaela Stark, que a primera vista pueden parecer todo menos lencería y más bien alguna clase de sátira. Sus diseños crean toda clase de formas, siluetas y figuras que parecen imposibles. Al observar con atención todo eso, superando las distintas capas de prejuicios, lo que la diseñadora propone es un mensaje poderoso, pues lo que ella hace son prendas que resaltan todo ello que puede parecer “incómodo” en el cuerpo, como estrías, marcas, grasa o cicatrices.

El concepto creado por Stark da la impresión de una persona liberándose de un corsé victoriano resultando en una rebelión de los estándares de la lencería que normalmente es usada para que el cuerpo luzca más atractivo.

Como diseñadora de modas, se ha dedicado a trabajar con muchas celebridades y toda la experiencia y el aprendizaje que obtuvo de su trabajo le sirvió para comprender que existen muchos tipos de cuerpo y que las prendas deben de adaptarse al cuerpo y no al revés.

Como ella lo menciona en una entrevista para Dazed Magazine, la inspiración de sus creaciones vienen de las frustraciones de su propio cuerpo; este proceso creativo consiste en mostrar las partes de su cuerpo que son más difíciles de aceptar y confrontar así sus inseguridades. Para confeccionar sus piezas se sienta frente a un espejo y moldea una tela holgada en su cuerpo, de forma que resalta todos los pliegues y formas de su cuerpo que más incómodos le resultan.

En distintas entrevistas, Michaela Stark ha confesado que al usar sus diseños crea un alter-égo que la empodera y le brinda mucha confianza. Su lencería se convierte para ella en una clase de armadura que la protege y le ayuda a tomar el control de su imagen y su sexualidad. Por medio de sus propias fotografías, Staark tiene un objetivo claro, ayudar a que muchas más personas logren sentirse seguros de sus inseguridades.

Proyectos como el de Michaela Stark son partidarios del amor propio pues emprende una lucha en contra de los estándares de belleza imposibles y la hipersexualización del cuerpo femenino. Su reconocimiento la han consolidado como una diseñadora transgresora de talla internacional, incluso colaborando con grandes íconos del pop como Beyoncé, creando los vestuarios para los videos musicales de “Apeshit” (2018) y “Black is King” (2020).

Relacionado