Moda, Tendencias, Estilos. Compras y experiencias en la red

Las crónicas de Cardi B: Un año a la moda

Cadi B empezó el año envuelta en la tela nude con diamantes de Mugler para los Grammy Awards de la mano de su esposo Offset. Durante el verano pasó por millones de outfits: polleras Burberry, vestidos Chanel, trajes Louis Vuitton, camisas y riñoneras de Christian Dior, o accesorios de Cartier con carteras Hermés Birkin. Ahora, la rapera se presenta como la cara de una de las marcas mas trendy y estilosas del momento: Balenciaga.

Después de nombrar a la gran Maison en muchos de sus estribillos, pudo exclamar: “Ya lookin at the face of a @Balenciaga campaign!”. Cardi B vía Instagram, posteó la foto de la editorial que ahora se exhibe como gigantografia en una de las alas del museo del Louvre en Paris.

En su post, recordó como fue la primera vez que se vió a si misma en una gigantografia en Times Square y recalca que le gustaría ver su imagen en Paris.

Aunque el escenario de esta sesión de fotos parece estar inmerso en el caos por la cantidad de juguetes para chicos y chicas; o los inflables y las pelotas de pelotero que se mezclan con carteras Neo-clásicas y anteojos de high fashion, la realidad es que dentro del desorden del set reside su orden. En tiempos de coronavirus, los pocos trabajos que se hacen de gran magnitud tienen que ser llevados a cabo con máximo cuidado. Es por eso que el “set” fue la mansión de L.A de Cardi B, y los asesores de moda y directores de arte no fueron nada más y nada menos que el propio equipo de la cantante con Kollin Carter – su estilista- a la cabeza.

La rapera yace relajada en el pasto con un traje negro híbrido y ajustado de la colección otoño-invierno que contrasta con el verde, el amarillo, el naranja y el rojo del set. El director creativo de Balenciaga, Demna Gvasalia, le dio la oportunidad a Cardi B de ser la cara de una campaña por primera vez en toda su carrera.

Más allá de verla una o dos veces al mes en videos musicales, ya desde hace unos cuantos años Cardi B se volvió una viajera recurrente a las principales capitales de la moda. Se convirtió en un personaje infaltable de muchos de los fashion shows que se hacen cada año para las semanas de la moda y diseñadores como Chanel, Tom Ford y Thom Browne no dejan de llamarla para que se siente en la front row de sus desfiles. Pero ¿Quién podría olvidar el traje de Richard Quinn estampado que la cubrió – literalmente – de pies a cabeza? Fue épico y en cuestión de segundos, viral. Ese fue el outfit que marcó un antes y un después en la historia de los estilos de Cardi B.

Unas semanas después de lanzar WAP junto a Megan Thee Stallion, su nuevo hit un tanto atrevido y fuertemente empoderado, la reina del rap volvió a superarse al convertirse en la cara de una de las marcas más trendy y estilosas del momento. Si creen que Cardi B ya no tiene nada con que sorprendernos, piensen de nuevo porque su volatilidad, su confianza y su impredecibilidad es lo que nunca dejarán de asombrarnos.

Solo queda esperar para ver con qué nos sorprenderá próximamente.

Relacionado