Moda, Tendencias, Estilos. Compras y experiencias en la red

Karl Lagerfeld y los desfiles más espectaculares de su vida

Más de una vez hemos podido ver en medios de comunicación como grandes marcas prestigiosas de ropa realizan desfiles, que más bien podríamos llamar espectáculos. Cada marca adapta el escenario según los colores de la temporada, la estación del año y su línea de ropa. Pero para algunas no resulta ser un simple decorado, un acompañamiento, sino que con ello consiguen el factor sorpresa, asombrar y llegar a emocionar.

La marca Chanel, junto con el ya fallecido diseñador Karl Lagerfeld, tira la casa por la ventana para crear ese efecto en sus clientes a través de escenarios y localizaciones muy especiales. Llama la atención con recreaciones inesperadas y de esa manera consigue el efecto mágico que desea. Algunos de ellos son los siguientes: un pueblo de los Alpes franceses con montañas nevadas para una colección de otoño/invierno, en otra ocasión construyó una estructura imitando un transatlántico, un jardín francés, un casino, una terminal de aeropuerto, una manifestación feminista en las calles de París, una “brasserie” francesa, un supermercado, un antiguo Egipto, una playa, una catarata, la torre Eiffel, el fondo del mar, una granja, un carrusel donde las modelos iban montadas, etc.

Un desfile más del mismo diseñador para la firma Fendi, fue el de la temporada de otoño 2016/2017 en la misma Fontana di Trevi, Roma. Se convirtió en historia nada más que por el lugar donde se realizó. Las modelos desfilaban sobre la fuente en una pasarela de cristal. Se hizo una inversión de 2,2 millones de euros para restaurar el monumento y así poder realizar allí el evento el cual no fue más caro que cuando consiguió celebrar otro desfile ni más ni menos que en la misma Gran Muralla China.

Relacionado