Moda, Tendencias, Estilos. Compras y experiencias en la red

Como crear un armario inteligente y vestir mejor reduciendo la cantidad de lo que posees

Por Noemi A. Marrero D.

La  moda es una forma no verbal  con la que comunicamos a  los demás quienes somos, ya que a través nuestro atuendo las personas pueden hacerse alguna idea de  como es nuestra personalidad.

Muchos tienen la creencia que mientras mas piezas se tiene en el armario, mas opciones se tendrá para mezclar,  y por ende expresarnos. Dicha creencia nos lleva en muchas ocasiones a comprar sin planificación, eligiendo atuendos de mala calidad, producidos con bajos o pocos estándares éticos, como generalmente ocurre con las prendas creadas por las cadenas de moda a bajo costo. Esto además, nos lleva a acumular cantidades impresionantes de ropa que se pierden en el armario y de las que olvidamos completamente su existencia.

Todo esto repercute sin darnos cuenta en nuestro estado de animo, porque  vamos perdiendo el control de lo que compramos,  y con ello del orden en nuestro armario.

¿ Que hacer?

Las palabras claves a tener en mente son conciencia y orden.

  • Lo primero es ordenar el armario, y ordenarlo tiene muchas implicaciones, que van desde sacar todo lo que tienes mil años que no usas, ponerlo en una bolsa para luego donarlos, intercambiarlos,  o darle una segunda vida como algo mas;  piensa en todas las  alternativas para esa pieza que no utilizaras, antes de decidir si tirarla a la basura o no.
  • Clasifica y ordena por categorías como: vestidos con vestidos, chaquetas con chaquetas, pantalones,  camisas mangas cortas, mangas largas, colores,  lo que tienes.
  • Aprende a doblar y ordenar en las gavetas de modo que ganes espacio y tengas a la vista cada pieza.
  • Para ordenar tu closet de modo inteligente debes tener conciencia de tu estilo personal y de vida. Debes pensar en el tipo de vida social que haces, donde son tus salidas, el grado de formalidad e informalidad que se requiere en tu cotidianidad, que prendas necesitas para cada escenario, luego adapta ese estilo  de vida, a tu estilo personal.

Si aun no sabes cual es tu estilo personal, debes tratar de imaginarte usando alguna pieza que te agrade a simple vista, debes medírtela, verte al espejo y darte cuenta de la sensación que esta provoca en ti, hojea revistas y trata de imaginarte usando ese vestuario que capte tu atención, así poco a poco te iras dando cuenta que es lo que te agrada, con que te identificas, con que te sientes a gusto.

  • Para tener un armario inteligente deberás hacer una base de prendas básicas que podrás combinar y mezclar con otros elementos y accesorios que le agreguen ese toque o punto de diferenciación a tu estilo. Según los expertos de estilismo, un armario  base debería contener: Una chaqueta (blazer), un pantalón de vestir clásico (ancho a tubo todo depende de tu estilo), un jeans, una camisa blanca, falda clásica, un top que te sirva en cualquier ocasión y que puedas darle formalidad o no con los accesorios, un vestido informal, un vestido negro, un cinturón, una cartera, un par de zapatos, joyas.
  • Juega y diviértete diversificando esa base, mezclando elementos y accesorios, creando atuendos para cada ocasión: ya sea para el trabajo, salidas diurnas o nocturnas.

Mezcla de forma que puedas usar esa pieza 30 veces o mas en un año.

  • El criterio para elegir tus prendas debe ser:  que sean elaboradas con telas naturales, que sean de buena calidad,  no pasen de moda, puedas utilizarlas muchas veces, que te duren en el tiempo.
  • Invierte en accesorios atemporales  y de buena calidad, que te ayudaran a hacer tu vestuario único.

Puedes encontrar optimas piezas en tiendas de diseñador, negocios vintage, de segunda mano, en swap parties (fiestas de intercambio de ropa).

  • Trata de no acumular cosas, cada vez que vayas a comprar algo nuevo, revisa tu armario y analiza lo que tienes tiempo que no usas, sácalo (recíclalo del modo indicado mas arriba) y sustitúyelo, así evitaras caer de nuevo en acumulaciones y desorden.

Compra con prudencia y piensa con que otras prendas que ya posees, podrás combinar lo que estas a punto de comprar. No compres por impulso o como terapia, cuando te sientas tentado toma un fuerte respiro detente a pensar, si quieres mídetelo tomate una foto y  obsérvala en tu casa con mas sangre fría.

La idea es que te apoderes de tus decisiones, te liberes te tus impulsos, aprendas a pensar, que la peligrosa vorágine del consumismo no te atrape, que tus hábitos de consumo no afecten tu estado de animo, tus bolsillos y la salud del medio ambiente.

Relacionado