Moda, Tendencias, Estilos. Compras y experiencias en la red

¿Cómo ahorrar en la construcción de una casa?

Muchos de nosotros tenemos el objetivo de tener una casa, un hogar, y una de las maneras que más puede cumplir nuestra expectativa es construirla desde cero, pues así se hará a nuestro gusto y además nos puede ayudar a ahorrar gastos en la construcción.

Por ello, aquí quiero compartir con ustedes algunos puntos que nos pueden ayudar a economizar en la construcción de una casa.

En primer lugar, y lo más importante, es el terreno en donde estará nuestro hogar. Adquirir el espacio correcto es de una gran ayuda. Para ello, es importante que antes de adquirir el terreno se realice una investigación y se pueda verificar que el lugar pueda ser apto para la construcción.

Es decir, que el terreno ayude a que se pueda construir sin gastos adicionales, como pudiera ser limpiar el lugar, quitar rocas, nivelar. Si en el lugar se tienen que eliminar árboles, piedras, tierra, eso podría agregar un costo adicional a la construcción de su casa. 

Asimismo, es fundamental cerciorarse de que el terreno cuente con los servicios necesarios, pues si no tiene acceso a agua potable y al drenaje, se tendrán que agregar y eso significa un gasto adicional en la construcción.

La reutilización de materiales es una opción que también ayuda mucho a ahorrar costos en la construcción. La reutilización de piezas recuperadas de alguna demolición o de alguna construcción puede ayudar a gastar menos y también aportar a una estética maravillosa a la nueva casa.

Asimismo, el uso de materiales de construcción reciclados es una gran alternativa porque los materiales estarán a un precio muy reducido. Productos para la construcción de viviendas como pisos o electrodomésticos se pueden comprar a precios reducidos.

Devoluciones, productos descontinuados o muestras de piso, por lo general, ayudan a ahorrar dinero.

Las tendencias arquitectónicas sustentables también tienen su ventaja económica. Pues si se realizan instalación para un menor consumo energético, a la larga se podrá ahorrar mucho dinero.

Incluso, con las tendencia de tener espacios más abiertos, en donde se aproveche al máximo la luz natural, se ahora en la utilización de materiales.

Otro aspecto importante a considerar es tener un buen arquitecto, pues es quien sabrá cómo sacar el mayor provecho al terreno, encontrar los materiales adecuados y ajustar la construcción al presupuesto.

Además, seguramente el arquitecto tiene un equipo de construcción que puede dar un precio más accesible a la hora de hacer la obra.

Ser propietario de una casa es la mayor inversión de la mayoría de las personas; no lo arriesgue con alguien que no sea tan conocedor y rápido como el profesional.

La época del año a veces puede ser un factor destacado en el precio de una construcción. Por ejemplo en algunos lugares con climas más fríos, el comienzo de la primavera suele ser el momento más económico para construir, seguido del final del otoño. El verano suele ser el más caro. El motivo es simple. La construcción se ralentiza cuando hace frío, lo que significa que más empresas tienen hambre de trabajo y están dispuestas a ofertar cantidades más bajas solo para mantener el negocio.

Comprar a mayoristas es otro aspecto fundamental, pues siempre tendrán mejores precios. 

Algo que no debes pasar por alto es la de hacer varias cotizaciones con arquitectos y constructores, te puedes ahorrar una gran cantidad de dinero con la comparación de precios.

Relacionado