Moda, Tendencias, Estilos. Compras y experiencias en la red

¡Bienvenidos a 2067!

Por: Roberta Bosco y Stefano Caldana | 24 de octubre de 2013 – Entrada original en EL PAÍS

“Camara 2067” de David Guez, una máquina del tiempo.

Una cámara capaz de capturar instantáneas que serán reveladas dentro de muchos años, un servicio de correo electrónico que entregará el mensaje en un día determinado antes de 2067 o una radio donde, en lugar de sintonizar cadenas, sólo se pueden captar fechas y escuchar así la música de aquel momento.
Estamos hablando de algunos de los dispositivos que forman la serie 2067, un conjunto compuesto por cinco piezas -instalaciones, objetos y páginas web- que recuerdan muy de cerca una tradicional cápsula del tiempo pero con funcionalidades actualizadas de acuerdo con las posibilidades que nos brindan en la actualidad las nuevas tecnologías.

2067 es un proyecto multidisciplinar entre net.art y arte electrónico, desarrollado por el creador francés David Guez, que cuestiona el significado de tiempo y memoria y nuestra relación colectiva e íntima con estos elementos, planteando preguntas sobre los sistemas de comunicación y las nuevas tecnologías. Todo esto a partir de una fecha, 2067, que el artista transalpino ha elegido por ser el año en que llegaría a cumplir los 100 años.

Esta semana en la feria Show Off, un interesante evento dedicado exclusivamente al arte digital organizado por el Espace Cardin de París, se presentan algunas obras de Guez, incluida la célebre Camera 2067. La peculiaridad de este aparato es que las instantáneas que captura pueden ser enviadas por correo electrónico al futuro, programando una fecha de entrega cualquiera hasta el año 2067. Mientras tanto es posible elegir entre ofrecer las imágenes públicamente en el sitio web del proyecto o guardarlas de manera anónima en el Cloud 2067, algo así como un depósito de memorias online, donde las imágenes permanecerán almacenadas hasta que llegue la fecha de entrega determinada por los usuarios.

“Camera 2067” de David Guez. Instantáneas que pueden ser enviadas al futuro.

Camera 2067 está concebida como un objeto íntimo, una cámara oscura, un contenedor que permite retrasar la información entre el presente y el futuro, donde la red se convierte en la garantía de la memoria guardada y restaurada en el tiempo”, explica al Silicio David Guez. El artista ha creado dos prototipos del aparato, que funcionan con un sistema operativo Android y una conexión wi-fi. Esta singular cámara se presenta en los espacios expositivos en formato instalación, junto con un sofá donde la gente puede reunirse para tomar fotos de grupo, que puede enviar a cualquier dirección de correo electrónico, a si mismo o a sus amigos para recibir en el futuro un recuerdo inesperado.
Guez ha desarrollado también una aplicación Android, que distribuye gratuitamente desde la web del proyecto, para que los usuarios puedan descargarla y convertir sus móviles y tabletas en máquinas del tiempo portátiles.

En la misma línea, Email 2067 es un proyecto para la red que permite enviar un correo electrónico al futuro en una fecha cualquiera hasta 2067. El funcionamiento es muy parecido al de la cámara y accediendo a la interfaz online tan sólo hay que rellenar un formulario con los datos básicos, dirección del destinatario, mensaje, fecha de entrega y unas claves de seguridad. A continuación es necesario confirmar la dirección del remitente y el texto será encriptado y se almacenará en Internet hasta su fecha de vencimiento, cuando será entregado al destinatario en forma de correo electrónico retardado en el tiempo, algo así como un mensaje que llega desde el pasado. Mientras tanto, al momento del envío el destinatario recibe un email, donde se le recuerda que en un día determinado del futuro próximo recibirá un misterioso correo. Junto con el recordatorio están también tres claves de seguridad, que le ofrecerán la posibilidad de volver a recuperar el mensaje en la eventualidad de que en el futuro hubiera perdido la dirección de correo original, un sistema de seguridad que Guez ha integrado también al funcionamiento de la Camera 2067.

Algunas de las radios vintage de la serie “Radio 2067” de David Guez.

Todas las piezas de la serie 2067 juegan con las problemáticas de la identidad, el tiempo y la percepción que tenemos de ellos. Es en este contexto que a la pregunta “¿Y qué responder al pasado?”, Guez nos contesta que en el futuro “Internet se convertirá en una especie de espacio intermediario, donde se reproducirían formas invisibles de intervenciones, es decir, citas con fantasmas, que somos nosotros mismos en diferentes momentos de nuestras vidas”.

Si hasta ahora hemos tratado imágenes y textos, no hay porqué olvidar los sonidos de
Horloge 2067, una pieza que se presenta en la exposición permanente de La Gaité Lyrique, el célebre centro dedicado a la música digital y moderna de París. El reloj recuerda uno de estos dispositivos antiguos con mecánicas y decoraciones muy llamativas al estilo Louis XVI que se conserva bajo una cúpula de cristal.

El principio básico de esta pieza bien se adapta a su presentación en un espacio público, ya que registra de forma permanente los sonidos del entorno que le rodea. Con tan sólo mover una mano delante del aparato, el público activa un mecanismo que desplaza las agujas del reloj atrás y empieza a reproducir el sonido grabado en la fecha que aparece en el display electrónico. Cuanto más velozmente va repitiéndose el gesto de la mano, tanto más rápidamente el reloj retrocede en el tiempo. Después de un minuto, si no recibe otros estímulos, el mecanismo regresa a su posición temporal y sigue grabando lo que acontece en la sala.

Trabaja con los sonidos también Radio 2067, un tradicional dispositivo radiofónico, donde el receptor de frecuencias ha sido modificado para sintonizar años en lugar de cadenas, en una línea de tiempo que va desde 1900 hasta 2013. De ese modo, desplazando el selector se puede escuchar el tema más representativo del año elegido, almacenado con centenares de archivos en formato mp3, gracias una moderna memoria SD.

Como no podía ser de otra forma, cierra esta serie un teléfono: el 2067 Telecom, que ha sido producido en distintos modelos de estética vintage. El artista los presenta en los espacios públicos, como si tratara de intervenciones de land art, interconectadas en una red de dispositivos que permiten registrar un mensaje de voz y enviarlo al futuro. 2067 Telecom está equipado con una aplicación de telefonía móvil que, además de almacenar los mensajes para que puedan ser reproducidos a través del propio teléfono, permite escucharlos llamando al 09 75 13 60 28, con un coste de llamada a Francia.

David Guez lleva desde 1995 realizando proyectos artísticos que establecen vínculos entre diferentes medios y prácticas, y convierten Internet en una interfaz para interactuar con los demás. “Internet sería el modelo de por venir de nuestro universo, donde el espacio, el tiempo, la memoria y los procesos dinámicos de la evolución, propios de un organismo, formarán un sistema de relaciones complejas y, en última instancia, una suerte de inteligencia. Esta inteligencia sería diferente de la nuestra por su capacidad de organizar el tiempo de una forma dinámica y paralela y generar diversos niveles de consciencia e inconsciencia”, concluye Guez.

Relacionado