Moda, Tendencias, Estilos. Compras y experiencias en la red

$40 pesos que hacen la diferencia

¿Cuántas veces no hemos dejado alguna prenda en la tienda porque no encontramos nuestra talla? 

Si eres como yo, ninguna. 

Así es, yo lo compró sea mi talla o no. ¿Por qué? 
Porque tengo el secreto que va a cambiar la forma en la que compras tu ropa: Un Sastre. 

En todos mis cursos y talleres les digo lo mismo “Tengan un sastre de confianza” 
A mi me ha costado mucho trabajo encontrar uno que me enamore con su trabajo y siempre estoy probando sastres y modistas diferentes hasta que este seguro es LA opción. 

Justamente la semana pasada en mi empeño por tener un vestido claro terminé comprando en línea (aprovechando las rebajas) uno una talla más grande que la mía.  El vestido la verdad es hermoso y se sale completamente de mi zona de confort, así que tenía que aprovechar.

La descripción decía que la modelo era de 1.77mts y usaba talla chica. Contemplando la guía de tallas y según mis medidas lo ideal sería la talla M y obviamente estaba agotada. 

No me desanimé y compré la talla G, total existe la política de devolución y tengo en marcado rápido a una nueva modista que estoy probando. 

Efectivamente el vestido me quedo ENORME y mi desilusión fue casi tan grande como el vestido. Pero como no soy de los que se sientan a lamentarse, mejor agarré mi cubreboca y me dirigí hacia la modista. 

Unos arreglos por aquí, otros arreglos por allá y voilá… El vestido quedo hecho a la medida. 

Frente Antes
Frente Después
Espalda Antes
Espalda Después

En total gasté $40 pesos por estos arreglos, tardaron 2 días en entregármelo y ahora puedo usar el vestido estando feliz de que me queda como anillo al dedo. 

Yo sé que mucha gente no quiere gastar de más en una prenda o que muchas veces no quieres esperar unos días para ponértela. Solo piensen que es mejor esperar dos días para usarla que no tenerla porque no la encuentras en tu talla.

Obvio siempre tienen que irse por una talla más grande. Las cosas grandes se pueden hacer chicas, pero las chicas nunca se podrán hacer grandes (Que profundo, lo sé) 

No tengan miedo a invertir un poco más en sus prendas, recuerden que al final del día las tallas de las tiendas están basada en diferentes “medidas ideales” pero cada cuerpo es único y diferente, si algo no te ajusta tu cuerpo no está mal, es la prenda y como tal se puede arreglar. 

Recuerden que todos los cuerpos son perfectos y no necesitan ser alterados, las prendas sí. 

Ahora si tienen algún sastre o modista de confianza, no lo dejen ir. Se puede perder al novio pero a la persona que nos ayuda con los arreglos en la ropa, jamás. 

Relacionado